martes, 27 de enero de 2015

Mini-muffins de zanahoria




Cuando comencé con el blog , casi 6 años ya, los muffins eran una de mis recetas preferidas porque no dan mucho trabajo, podemos utilizar mil y un ingrediente y el resultado es tan agradecido que siempre vale la pena ponerse a ello.
Hace poco encontré un molde metálico de mini-muffins y me pareció imprescindible, no sé como no había tenido ninguno hasta ahora. Otro molde al que encontrarle sitio en la cocina, pero creo que será de los que tendrán mucho uso.
La receta de hoy son unos muffins de zanahoria, podemos hacerlos del tamaño que queramos: pequeños, medianos o grandes, o incluso en un molde tipo cake. La zanahoria le da humedad a la masa para que se mantenga tierna durante días. Están ricos así y también podemos cubrirlos con una crema de queso o de chocolate.


Ingredientes:

- 100 gr. de zanahoria rallada ( 2 zanahorias).
- 150 gr. de harina.
- 2 huevos.
- 100 ml. de aceite ( yo lo utilizo de oliva, pero hay quien lo prefiere suave de girasol).
- 80 gr. de azúcar moreno.
- 1 cucharadita extracto de vainilla.
- 1 cucharadita levadura tipo royal.
- 1/2 cucharadita de bicarbonato.
- 1/2 cucharadita de canela.


Instrucciones:

- Precalentar el horno a 175º.
- Batiremos con las varillas eléctricas los huevos y el azúcar 3-4 minutos, hasta que el azúcar se haya disuelto y sea como una mezcla cremosa. Verteremos el aceite y mezclaremos durante unos segundos.
- Tamizaremos la harina junto con la levadura y el bicarbonato.
- Uniremos la mezcla de los huevos con la de la harina, añadiremos también la canela y la vainilla,mezclaremos a mano, con una espátula o cuchara. No es necesario batirlo demasiado, si quedan grumitos en el horno se desharán.
- Por último pondremos la zanahoria rallada.
- Colocaremos la masa sobre los moldes que hayamos elegido, pueden ser minis o normales, o también un molde tipo cake. Hornearemos, el tiempo dependerá de lo grandes que sean, cuando pinchemos con un palillo y salga seco ya los tenemos. Para los minis he tardado 12-15 minutos, para unos normales serán entre 20-25 minutos.


* Estos muffins aguantan perfectamente el paso de los días, incluso están mejor al día siguiente de ser horneados.
* Podemos hacerles un glaseado con queso tipo philadelphia y un poco de azúcar, o un poco de chocolate derretido por encima.


martes, 20 de enero de 2015

Banitsa (pastel de queso salado)




La Banitsa es un pastel de queso típico de Bulgaria, para su elaboración se utiliza la masa filo y un queso blanco en salmuera y de textura granulosa llamado Sirene. Además del queso admite otro tipo de rellenos como espinacas u otros ingredientes que nos gusten. Se le suele dar forma de ensaimada, aunque también se puede hacer a capas y entonces es más sencillo de elaborar. El resultado es un pastel de queso muy crujiente, a nosotros nos ha gustado mucho.


Ingredientes (para una base de 30 cm.):

- 6-8 hojas de masa filo.
- 350 gr. de queso Sirene (puede sustituirse por queso feta).
- 3 huevos.
- 50 gr. de queso rallado emmental (opcional).
- 40 ml. de aceite de girasol o maíz (o un aceite de oliva suave).
Instrucciones:

- Precalentar el horno a 175º.
- En un bol batiremos los huevos y añadiremos el queso desmenuzado con un tenedor y el queso rallado (si vamos a ponerlo).
- Engrasar el molde sobre el que vamos a hacer el pastel.
- Estirar una hoja de masa filo y tal como se ve en la foto añadir pegotitos de la mezcla de huevo y queso, no hay que cubrir totalmente la masa. Enrollar, como si fuera un brazo de gitano y colocar sobre el molde formando un caracol o ensaimada (yo he empezado desde el centro hacia fuera).
- Iremos formando rollitos hasta que tengamos toda la superficie del molde cubierta. 
- Con un pincel untaremos bien todo el pastel con el aceite y llevaremos al horno a 175º durante 35-40 minutos. Cuando lo saquemos podemos volverlo a pintar de aceite.


* Hay que tomarla caliente, está mucho más rica.
* Podemos hacerla de un día para otro, es la ventaja de la masa filo sobre el hojaldre, al día siguiente lo calentamos un poco en el horno y continúa crujiente.
* Si tenéis oportunidad de comprar queso Sirene os recomiendo que lo hagáis para hacerla, es un queso blanco, salado y granuloso, que le da un sabor y textura peculiar a la tarta.
* No hay que ponerle sal porque el queso ya le aporta mucha.
* La masa filo la podéis encontrar en muchos supermercados: mercadona, carrefour, el corte inglés, eroski, etc. También os vale la masa brick.

martes, 13 de enero de 2015

Brazo de naranja (SG)




Tenemos las naranjas de plena temporada  así que podemos aprovechar y preparar algún dulce con ellas. Donde vivo es zona de naranjos y en esta época tenemos el postre garantizado con naranjas y mandarinas. La receta se la vi a mi amiga Maria Dolores que me lo ha estado recomendando durante mucho tiempo.
Es un brazo muy sencillo de realizar, la masa queda muy jugosa y no necesita relleno, eso sí es imprescindible realizarlo el día de antes, gana mucho con el reposo. Además resulta un postre poco pesado y muy refrescante.


Ingredientes(para 10-12 raciones):

- 8 huevos.
- 300 gr. de azúcar ( yo he puesto 270).
- 40g gr. de maizena (puede ser harina de trigo).
- 2 naranjas ( la piel rallada + el zumo ).
- 80 gr. de mantequilla + una poca más para engrasar el papel.
- 100 gr. de azúcar para rebozar el brazo.

Opcional:

- 100 ml. de nata montada para adornar.
- 3 cucharadas de cointreau o licor de naranja.

 

Instrucciones:

- Colocar sobre una bandeja de horno un papel de hornear engrasado. Se puede utilizar la bandeja negra que viene en todos los hornos, aunque yo he utilizado una en la que se hace la coca de llanda y es un poco más pequeña pero más alta de bordes, más que nada porque es una mezcla muy líquida y así evitamos que se derrame cuando lo llevamos al horno.
- Precalentar el horno a 200º.
- Rallar la piel de las naranjas y exprimir su zumo (180-200 ml.).
- Derretir la mantequilla en el microondas, 600 w durante 1 minuto. Reservar.
- En un bol batir los huevos con el azúcar con ayuda de las varillas eléctricas, con la thermomix: mariposa vel 3, 5 minutos.
- Añadiremos el zumo y la ralladura de naranja, mezclaremos unos segundos.
- A continuación pondremos la harina y seguiremos removiendo hasta que se integre bien.
- Por último la mantequilla derretida, uniendo bien la mezcla.
- Verteremos la mezcla sobre el papel que hemos colocado encima de la bandeja de hornear. Es una mezcla muy líquida, hay que ir con cuidado para que no se nos derrame al llevarla al horno.
- Hornear a 200º (sin aire), durante 25 minutos. Veremos que se dora ligeramente. También puede que se nos hinche, no pasa nada, una vez fuera vuelve a aplanarse.
- Extenderemos un papel de hornear sobre la encimera y lo espolvorearemos con los 100 gr. de azúcar.
- Cuando saquemos la masa del horno la volcaremos sobre el papel, de modo que la parte de arriba será la que estará sobre el azúcar. Enrollaremos con cuidado, formando el brazo, el papel nos tiene que quedar fuera.
- Lo dejamos envuelto con el papel y cuando se enfríe lo llevaremos a la nevera. Veremos que está muy blandito, pero no pasa nada, cuando se enfríe cogerá más cuerpo.


- Cuando esté bien frío lo sacamos de la nevera y si tenemos soplete podemos caramelizar el azúcar que lo recubre.
- También podemos regarlo con las 3 cucharadas de cointreau o licor.
- Adornamos con la nata y ya  podemos servirlo.